BLOGDESTACADOS

Carne Orgánica Vs Carne normal…Cual es Mejor y porque?

carne organica

Por que la carne orgánica?

Vamos a desvelar los datos científicos.

La ganadería extensiva o convencional se basa en la crianza de animales con el propósito de alcanzar la máxima rentabilidad económica, para ello estos animales son criados a base de dietas de engorde, químicos, hormonas y en condiciones de hacinamiento y confinamiento.

 

 

Este modelo productivo implica el uso de sustancias como anabolizantes, hormonas y tranquilizantes entre otras sustancias, además el desarrollo, crecimiento y reproducción de los animales en estas explotaciones en ocasiones se desarrollan en lugares cerrados o con luz artificial y la alimentación se realiza a base de piensos, muy lejos de la comida natural para la que los animales estan diseñados a comer, con lo que si atendemos al viejo dicho que de lo que se come se cría es fácil llegar a la conclusión de que la carne procedente de estas explotaciones no es la mas saludable.

 

 

El uso indiscriminado de antibióticos y hormonas de crecimiento en la carne es el procedimiento habitual que suele utilizarse por parte de las explotaciones ganaderas extensivas para aumentar la producción de carne, éstos terminan incorporándose a nuestra alimentación y el consumo habitual y prolongado de estos productos puede a la larga producir efectos negativos para la salud, esta es otra de las razones para comer carne orgánica.

 

 

Uso de antibióticos en la producción de carnes

 

El uso de antibióticos para el tratamiento de enfermedades del ganado vacuno, las aves de corral, del cerdo y de todo tipo de carnes para el consumo humano es una práctica que se ha generalizado en la agricultura intensiva, lo peor de todo no es el tratamiento en sí con antibióticos para curar enfermedades sino la administración sistemática de estos medicamentos a los animales aunque estos no tengan enfermedad alguna.

 

 

El principal riesgo para la salud humana de este procedimiento es que este uso masivo de anti-microbianos en animales puede contribuir al aumento de la resistencia de las bacterias a los antibióticos por lo que estos medicamentos van perdiendo eficacia a la hora de combatir ciertas infecciones.

 

 

El problema de la resistencia de ciertas bacterias a sobrevivir a los tratamientos con antibióticos se está convirtiendo en un problema médico de primer orden mundial y se sabe que no solo está relacionado con un mal uso de los antibióticos en algunos pacientes, también existe una exposición a los mismos a través de las carnes provenientes de animales “tratados” con antibióticos, estos no solo están en las carnes también en productos derivados como los huevos o la leche.

 

 

 

Uso de hormonas en la producción de carnes

 

La mayoría de las hormonas que se utilizan para el engorde de animales actúa sobre la glándula tiroides con el propósito de acelerar su crecimiento y aumentar la productividad, el empleo de estas sustancias supone un riesgo para la salud de los animales, las personas y el medio ambiente en general.

 

 

Este riesgo se produce a través de que los restos de estas sustancias pasan a formar parte de nuestra cadena alimenticia a través del consumo de los productos tratados con ellas como las carnes, sus derivados y otros productos como la leche, estas hormonas pueden también contaminar el medio ambiente por medio de el estiércol que puede contaminar aguas superficiales y subterráneas con lo que el agua potable e incluso los peces pueden verse afectados.

 

 

La cuestión central en este asunto no es tanto el tratamiento puntual de estas sustancias para tratar las enfermedades del ganado y de otros animales sino su uso indiscriminado con el único objeto de engordar los animales y aumentar la productividad sin tener en cuenta los perjuicios potenciales que se ocasiona a la salud de los consumidores.

 

 

Por todo lo expuesto queda patente lo poco saludables que pueden llegar a ser estas carnes, afortunadamente existe la posibilidad de consumir carne saludable, la forma de hacerlo es a través de la carne orgánica, estas carnes cumplen una serie de características y deben seguir una serie de características para considerarse carne orgánica.

 

 

Estas características básicas son:
  • Los animales no deben haber sido tratados con hormonas o drogas durante su crianza.
  • La alimentación de estos animales debe ser completamente orgánica y carente de piensos.
  • Los animales no deben estar criados en condiciones de hacinamiento y deben tener acceso al aire libre.
  • Deben ser criados en granjas en las mejores condiciones posibles y pasando estrictos controles de calidad.

Es por estas razones y muchas mas por las que la carne orgánica es muy superior a la tradicional, puesto que la carne orgánica es lo mas parecido a lo que la naturaleza nos ha dado desde el primer día, por ello tenemos que intentar comer carne orgánica.

 

Si bien hasta hace poco era bastante difícil conseguir carne ecológica cada vez es mayor la proliferación de empresas que se dedican a su comercialización, si eres amante de la carne pero quieres consumirla de forma saludable, estas carnes al margen de contar con un gran valor nutritivo te garantizan gracias a sus sellos de calidad que carecen de hormonas antibióticos y demás sustancias nocivas.

 

Puedes preguntarle a tu entrenador persona en valencia, o a tu entrenador personal online o si vives en cualquier parte del mundo hazlo también, pregúntale a tu personal trainer y que te aconseje donde comprar este tipo de carne, tu cuerpo y tu salud te lo agradecerán.

 

Y SI TE HA GUSTADO COMPÁRTELO EN TUS REDES SOCIALES 😉